Hospital Enfermera Isabel Zendal, baluarte frente a la Covid-19

Carlos Jiménez, Ingeniero industrial | ENERO 2021
Artículos Gestión Documentación técnica COVID-19 covid-19 Gestión de pandemias Planificación Hospital Enfermera Isabel Zendal, baluarte frente a la Covid-19

El Hospital Enfermera Isabel Zendal es un hito histórico sin precedentes de la ingeniería hospitalaria que refuerza el sistema sanitario madrileño, y sin embargo este nuevo hospital público está siendo sometido a una feroz campaña de desprestigio basada en consignas simplistas y en su mayoría falsas. ¿Por qué?

Comencemos, si os parece, por reflexionar sobre la función que tiene, la razón de ser de este hospital.

En el corto plazo incrementa la capacidad hospitalaria de la sanidad madrileña en 960 camas, repartidas en 20 unidades de hospitalización con 48 camas cada una, así como en 48 puestos de críticos. Las diferentes unidades se están poniendo en marcha según van resultando necesarias en base al incremento de la presión asistencial. De los tres módulos de hospitalización con los que cuenta este hospital, se comenzó por abrir uno a finales del año pasado y recientemente se ha abierto otro más.

Ahora, ¿tiene sentido incrementar rápidamente la capacidad hospitalaria en Madrid? La respuesta es un claro e inequívoco sí, pues ayudará a hacer frente a la tercera ola de la pandemia en la que nos encontramos inmersos (como lo hizo el Hospital Milagro de Ifema durante la primera), reduciendo el riesgo de desbordamiento y liberando camas en el resto de los hospitales permitiendo que se destinen al tratamiento de otras patologías. No olvidemos que en 2020 se ha producido un elevado exceso de mortalidad en pacientes con patologías tiempo dependientes como consecuencia de las interferencias en la atención sanitaria causadas por la pandemia.

En el medio y largo plazo, el Hospital Enfermera Isabel Zendal albergará:

  • Una moderna nueva sede para el SUMMA 112.
  • Un laboratorio de alta complejidad.
  • Un centro logístico-almacén de 7.900 metros cuadrados que facilitará la centralización de la logística del SERMAS (Servicio Madrileño de Salud).
  • Tres pabellones versátiles, que en diferentes configuraciones podrán hacer frente a diferentes necesidades.
hospital enfermera isabel zendal

 

Desde hace tiempo nos encontramos inmersos en un entorno que podríamos calificar como VUCA (volátil, incierto, complejo y ambiguo), el cual nos obliga a ser muy flexibles y a adaptarnos cada vez más más deprisa a continuos cambios. Esta realidad está demoliendo uno tras otro los paradigmas por los que nos veníamos rigiendo. Es por ello por lo que un hospital diseñado de partida bajo un precepto de flexibilidad parece ser una buena idea, una muy buena idea de hecho. No olvidemos que ninguno sabemos lo que está por venir.

Una infraestructura libre, no bloqueada por actividad asistencial ordinaria es susceptible de adaptarse rápidamente a los usos que resulten necesarios ante diferentes escenarios, como pudieran ser accidentes de aviación o ferroviarios, atentados, pandemias de cualquier índole, grandes reformas en otros hospitales que requieran de espacios de hospitalización a los que derivar pacientes, listas de espera tanto quirúrgicas como de pruebas diagnósticas que puedan ser drásticamente reducidas, así como muchos otros usos que nI siquiera somos capaces de prever en estos momentos.

Durante esta pandemia, el incremento de la capacidad en hospitalización y unidades de críticos no es algo que se haya realizado de forma exclusiva en Madrid, lo hemos visto en Andalucía con la puesta en marcha del antiguo Hospital Militar de Sevilla o en Cataluña, con la construcción de edificios anexos a cinco hospitales.

En Madrid, dónde no tenemos dispersión geográfica, se ha optado por centralizar una gran parte de esta capacidad adicional en un hospital independiente flexible y polivalente que pueda dar respuesta temprana ante las diferentes emergencias que se puedan producir. La configuración en hospital independiente asegura que esta flexibilidad y polivalencia perduren en el tiempo.

Quisiera hacer énfasis en señalar que el Hospital Enfermera Isabel Zendal no es la única infraestructura sanitaria nueva con la que cuenta Madrid, pues han sido muchas las actuaciones en este sentido realizadas el año pasado, entre las que enumeraría a modo de ejemplo la nueva UCI del Hospital General Universitario Gregorio Marañón de hasta 35 boxes construida en la antigua biblioteca (la UCI más moderna de Europa), la habilitación del gimnasio del Hospital Universitario La Paz para pacientes Covid-19 o la mejora y ampliación de las urgencias del Hospital Universitario 12 de Octubre.

Para poder seguir leyendo este artículo sobre el Hospital Enfermera Isabel Zendal de Madrid debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Para poder escribir un comentario debe iniciar sesión o darse de alta en el portal.

Proveedores Platino

Proveedores Plata